<- O ->

Cuadragésimo Quinto Viaje

HAGEDIS
<- O ->

Viaje 45o.
Vienturricania "El país de los vientos huracanados y los licenciados".

Julio, 1992.

"Of course, there is a dark side to us", he said, "We kill wantonly, don't we? We burn people in the name of God. We destroy ourselves; we obliterate life on this planet; we destroy the earth. And then we dress in robes and the Lord speaks directly to us . And what does the Lord tell us? He says that we should be good boys or he is going to punish us. The Lord has been threatening us for centuries and it doesn't make any difference. Not because we are evil, but because we are dumb. Man has a dark side, yes, and it's called stupidity"
The power of silence -Carlos Castaneda-

Jornada Primera

Capítulo I

De como se reune la mas grande de las comitivas para el último de los viajes, de los personajes que les acompañaron y de la singular manera en la cual no logran su objetivo de llegar a Caclemaco 'El país de los brujos'.

Peregrina es la memoria de lo acontecido en el último de los viajes de Hagedis, pues muchas fueron las cosas que se vieron y se hicieron, pero también muchos fueron los hechos decadentes que tan ansiado viaje adornaron, pues era menester que tan singular momento en la historia fuere presenciado por los viajeros de todas las épocas, pero no quizo Dios ir con ellos, y así sin su bendición hubieron de partir hacia Vienturricania pues tenían como objetivo desde Metaforópolis, el llegar a Caclemaco 'El país de los brujos', pero el destino chungo cruel y canalla, junto con los encargados de progamar los destinos de los corceles literios no dispusieron transportación para ellos desde la ciudad muy grande del universo, por lo cual los dieciseis viajeros que se congragaron para tan magno evento, hubieron de hacer escala en el país de los vientos huracanados, para ya no salir de allí y finalizar de manera un tanto frustrada la primera era de los viajes Hagedis en conmemoración de Gogol® nuestro señor.

Singular hecho que solo la magia verde puede lograr, fue el de que; por segundo fin de semana cerrara sus puertas el bar de Carlos y Carlos, pues Don Tutiojaime y Tutialula señores del Cotton Club se unieron al jubileo que embargaba a la casa Hagedis en ese lejanio Jumior del año tres puercoespín. Muchas eras e historias habrían de amalgamarse y fusionarse en este final, por ello, los representantes de los más recientes viajeros se dieron cita, e incluso tres nuevos nombres se unieron a la lista de acompañantes, con lo que se llegó a la cifra de 46 asistentes, el más celebre de entre los asistentes fue sin duda El Freddy Kruger, quien asistió patrocinado por tres de los principales magos verdes, Sir Pax y Sir Ajab quienes retornaban de nueva cuenta a los viajes y que verían con singular tristeza la forma en que cierta decrepitud iba carcomiendo a las nuevas generaciones de seres humanos alrededor de ellos - pero esa es otra historia y tendrá que ser contada en otra ocasión - y Sir Oz 'El infaltable', único de entre todos los caballeros lagarto que tuvo la magia y el poder suficientes para asistir a cuanto viaje se realizó, incluso a los considerados como apócrifos, y quien fuere también quien mas Mirreinatos obtuviese. Sir Yosolito 'El señor de los recursos gastados' no podía faltar tampoco e inclusive se esperaba que retornase al lugar de los hechos felinos en los que se vió inmiscuido en la primera ocasión que Vienturricania visitaron. Y en habalando de aquella ocasión, un personaje igualmente portagónico y esperado fue Sir Trincardo Corazón de Neón, unico representante de la sagrada familia en este final en honor de Gogol®.

La lista continua con aquellos que aparecieron desde los primeros tiempos pero con incursiones muy espaciadas entre sí, como los casos de Sir Lady Dix, Worrina y Zolrak, quien solo al final se quizo incluir en el catálogo de viajeros. pero sin duda el grupo más nutrido lo conformaban aquellos de reciente incursión al lado de Hagedis, pues a los ya mencionados Freddy y Tutialula se agregó el nombre de 'El creyente' hermano de Lady Paty quien a pesar de ya haber asistido con ellos al viaje de regreso a Slowbovia, ante los ojos de su sacrosanta madre, este era primer viaje oficial, mientras que al igual que Zolrak, Chicaspierre también intentaba convertirse en personaje de catálogo, gesta a la que aspiraba de igual forma Axl tiburock. pero de entre todos estos flamantes integrantes, solo una pudo llegar a ver, y se convirtió en la última de los caballeros lagarto armados en esta primera era, se trata de Sir Lady Ivonne, quien cerca estuvo de ser nombrada la primera maga de Hagedis, pero fue su misma magia la que llevó a la casa Hagedis a retirarse a agrestes regiones del sueño, pero esa es otra historia y tendrá que ser contada en otra ocasión.

La noticia del último de los viajes, trajo desde los mas lejanos confines de la tierra Surrelista a quienes habrían de darle las buenas noches a la conciencia de su majestad Hagedis, que habría de irse a dormir como dios manda, con plena inconciencia y durante peridos mas allá de lo concebible para al especie humana, pues es de sus feligreses bien sabido, que cuando Gogol® Dios todopoderoso duerme, lo hace por dias enteros. Mas no fue suficiente el poder de convocatoria del último de los viajes y quienes asistieron no fueron de lo más selecto de entre ellos, pero era lo que tenían y así es como con el entusiasmo a cuaestas y nada que perder, se aventuraron a la taquilla, donde el destino les anunciaría que no era pertinente llegar hasta Caclemaco ese día, pues dificil era transportar ya a tanta gente, con tan poca magia verde acuestas en un evento de tal magnitud. Y haciendo caso de las indicaciones de este, se dirigieron al Hotel Royal donde alguna vez los llevara Sir Joss Warrior uno de los grandes caballeros lagarto ausentes en este final de la era.

Capítulo II

Historia de la instalacion de la comitiva, de la elección del Mirrey lagarto y del recorrido ritual de la despedida.

Instlados en sus habitaciones, luego de que las mujeres se agenciaron una habitación para ellas solas, el resto de la compañía procedió al tradicional sorteo de las habitaciones, en donde mientras todos se duchaban, transcurrieron las horas y fue tiempo de salir a ingerir los sagrados alimentos. Allí eligen a quien ha de ser su primer mirrey lagarto y resultó electo ni mas ni menos que el mismísimo Freddy. Y con ello creció la expectación, pues todos se preguntaban como habría de ingeniearselas tan singular personajes para ejercer su derecho y gritar ¡Lagarto Muertos!, pues el Freddy es sordomudo, mas como insonbdables son los designios de la madre naturaleza y de la magia verde, pues uno de sus grandes exponenetes, Sir Pax, habría de encargarse de que el Freddy lograse la tan tamaña hazaña. pero en aquellos entonces aquello era un verdadero misterio, pero agradeciendo la distinción con que fue investido en tan ilustre ocasión el Freddy escribió asi para sus subditos "Los quiero mucho papas fritas".uno mas de los incognoscibles secretos de la vida; como misterioso fue igualmente el que El creyente pudiese sobrevivir aquel viaje, pues su pusilanimidad evaporaba de cada poro de su ser bajo el quemante y ardiente sol de Vienturricania.

El andar ritual prosiguen y tal como lo hicieran en su visita anterior, los caballeros lagrto montan en sus corceles literios con rumbo a San Juan Pulula, allí ven maravilla y están por muy mucho tiempo, en el cual los mas veteranos viajeros les cuentan a las jovenes generaciones de los hechos muy grandes y muy nobles que ellos tuvieron cuando en las primeras etapas de los viajes ellos visitaron ese sitio, les contaban también de como eran las cosas antes de que vivieran sin un lider que les gobernase, y de como fue que se instituyó el primer mirreinato, con la bendición de Gogol®, quien tambien fue el primero de los mirreyes, historias traidas por el viento a los oidos de aquellos que manejan la magia verde.

A la mitad de la tarde y como un milagro acustico que jamás se pudieron haber imaginado los mas surrealistas escritores de la literatura universal, el poderoso viento Vienturricano llevó hasta los oidos de los quince viajeros un gutural ¡¡¡GGGGGGGaaaaGGGGGGGooos MMMMMeeeeeeGGGGGGGGssssss!!!, bendito Gogol®. El milagro se había consumado y los caballeros lagarto y su magia verde hicieron gritar al mismísimo Freddy. Asi su labor estaba cumplida, pues habían hecho ya de todo y sus ojos y sus oidos habían ya percibido del mundo, muchas cosas mas de las que muchos seres humanos normales veian oian olian o sentían en todas sus vidas.

Vuelven a su hospedaje ya muy entrada la tarde y se dedican entonces a deambular por el país de los vientos huracanados, sin que mayores acontecimientos relevantes les acontescan durante el día. Pero cuando cayó la noche, el espíritu deportivo de Don Tutiojaime, lleva a las huestes verdes a disputar un ritual de fronton. Ceremonia que dura gran parte de ese noche y que tras largo rato, deja algo rigoreados tanto a caballeros lagrto como a acompañantes. Sin embargo, la noche tambien trajo consigo la tormenta de los nuevos tiempos y Lady Ivonne fue nombrada caballero lagarto, la última de esta estirpe de personajes que dieron brillo a la gloria del reinado de su majestad Hagedis IV, el ultimo de los gobernantes de la comarca Metaforopolitana, antes de que se instaurase el nuevo desorden. Vanse a dormir al igual que muy pronto habrían de hacerlo Hagedis y la magia verde, pues eran tiempos aciagos y debían refugierse en el reino de las sombras.

Jornada Segunda

Capítulo I

Historia de como Freddy simiescamente termina de arreglarse en la misma habitación en donde Sir Peri envió a Sir Trincardo a aenjugarse las bisagras.

- El mundo ha cambiado mucho en estos ultimos años, mi querido Sir Pax.
- Así es, ahora sí, mi archimago amigo.
- Las cosas que nos eran esenciales al espíritu se han esfumado y la diversión parece depender ahora solo de nosotros.
- Eso precisamente, era lo que yo veía en estos ultimos viajes, pues el fondo le ha cedido su lugar a la forma, y le ha sucedido lo mismo que a la navidad... la gente ha olvidado su verdadero significado.
-Exactamente Sir Pax. Es por eso que hemos de mandar a nuestro querido Hagedis a dormir y velar su sueño engrandeciendo nuestras almas y aprendiendo cierta humildad en estos próximos años, para que con la nueva conciencia, podamos volver a dar vida a esta magia verde, que tanto amo.
-Pero esa tarea, no nos pertenece solo a nosotros, sino a la especie humana en general, así que vayamos en paz, los viajes han terminado.

Y así filosofando, con tan solo dos integrantes se dió el último de los paseos matinales de Sir Ajab que tantos gratos momentos les dieron y que formaban parte esencial del alma de los viajes. Ellos dos, solo dos, cerraron melancólicamente el último de los capitulos de esta primera era, en la cual cumplieron con su divina misión de resconocer de persona las posesiones que dios Gogol® todopoderoso compró para sí hace muchos ayeres, y así distraidamente estaban ya de vuelta en su hotel para ver el inicio del fin, pues el segundo día iniciaba con la espera de todos los que aun no se arreglaban. Uno de ellos era el Freddy, quien parecía jamás haber disfrutado de un baño tan prolongado, por lo que Sir Pax lo urgia a dar por terminado con su ritual higienico, mientras que Lady Paty se hallaba en esa misma alcoba aturdiendo con su aguda voz los oidos de un par de escuchas, cuando Sir Pax haciendo gala de su natural habilidad, cargó su mochila al hombro e hizo una señal al Freddy de que él ya se iba. Lo que causó inmediata reacción en él y le hizo salir apresuradamente de la ducha saltando como simio, con su lastimera figura completamente desnuda persiguió a Pax, acompañando su danza con extraños sonidos guturales, mientras Lady Paty no se daba cuenta de lo que acontecía a su alrededor.

Ya todos abajo, parten hacia donde su desayuno les aguardaba y con él la elección de quien habría de dirigir por ultima vez la economía de Hagedis, y quizo el destino que irónicamente fuese la misma Sir Lady Ivonne quien fungiese como la última mirreina. Asi fue, entonces sí, como se terminaban las estadísticas de los primeros cuarenta y cinco viajes. Partiendo despues hacia su próximo destino, el mitológico sitio de boca del río, donde Sir Trincardo se empecinaba e invitarles a todos unos platillos típicos del lugar y desde que se enteró de ello, decía a todos sus acompañantes 'Yo le disparo unos ostiones en boca del río licenciado', pero el unico incauto en aceptar tal invitación fue el creyente, que carente de la capacidad para reconocer el doble sentido que Sir Trincardo daba a tal frase, se ofreció como voluntario.

Caminan a orillas del mar y abordan en el transporte que ha de conducirlos hasta se próximo destino. Unas cuantas paradas despues, sube 'El sonero solitario' interpretando los sones jarochos que tanto gustan a Trincardo, quien no perdió su tiempo y preguntó a 'El creyente' su nueva víctima, si le gustaba la música que interpretaba el sonero solitario, preguntándole 'Te gusta tí ese son', respondiendo afirmativamente y por emelandésima ocasión, el señor del arrabal había hecho de las suyas, todo esto, mientras el público se deleitaba con las picarezcas canciones del trovador y las ingeniosas contestaciones de Sir Trincardo, por lo cual el camino se hizo corto y pronto estuvieron ya en el sitio donde habrían de apearse, al igual que el cantante, por lo cual decidieron conmemorar tal momento e inmortalizarle en la última de las fotografía que habrían de tomarse en grupo en estos viajes.

Luego de caminar un rato por el sitio, es nuevamente hora de comer, según los distinguidos acompañantes, situación que Sir Oz, Sir Pax y Sir Ajab no terminan de comprender, pues apenas si han caminado un poco y ya los demás quieren volver a comer, esta situación comenzó a hacerse mas frecuente, cuando decayó la calidad de los materiales con que estaban fabricados sus mas recientes acompañantes, pero eso no era ya culpa suya, sino de estos tiempos desechables, en los que las cosas están hechas para usarse, tirarse y volverse a comprar unas nuevas.

Eligen un sitio para hacer su última comida, piden un par de botellas de vino blanco y brindan por los cuatro años que duró la gesta sagrada que iniciaran Sir Ajab y Sir Oz, junto con Gogol® todopoderoso, pues muchas fueron las cosas que vieron, oyeron, sintieron, olieron y degustaron en tantos sitios, que fue maravilla sin igual en la historia de la orden, pero todo por servir se acaba y así fue como luego de volverse esa misma tarde al centro de Vienturricania, pasearse en un camioncito de madera y volver a cenar, se dió el adios final en esta era.

Viajes 1 al 9 Viajes 10 al 18 Viajes 19 al 27 Viajes 28 al 36 Viajes 36 al 45
Morelia
Guanajuato
San Luis Potosí
Guadalajara
Taxco
Veracruz
Zacatecas
Mérida-Cancún
Aguascalientes
San Miguel de Allende
San Juan del Río
Las Granadas
Real de Catorce
Oaxaca
Manzanillo
Acapulco
Uruapan
Tlaxcala
Poza Rica -Tajín
Mazatlán -Los Cabos
León
Puebla
Querétaro
Pachuca
Fresnillo
Orizaba
Oaxaca II
Toluca
Xalapa
Chiapas
El Oro
Guanajuato II
Pátzcuaro
Morelia II
Ixtapan del Oro
Cuernavaca
Papantla -Tajín II
Lagos de Moreno
San Miguel de Allende II
Valle de Bravo
San Miguel Regla
Chihuahua -Pacífico
Toluca II
Guanajuato
Veracruz II


[ Home Page ] [ Rallies ] [ Viajes ] [ Caballeros Lagarto ] [ Diccionario ] [ Magia Verde ] [ Ibid ]

http://www.hagedis.net

aayuso@hagedis.net